Cómo calcular tus horas como freelance parte dos sobre freelance

Cómo calcular tus horas como freelance

Una de las principales dudas que nos asalta cuando empezamos a trabajar como profesionales autónomos tiene que ver con el precio de nuestros proyectos. ¿Cuánto debo cobrar a mis clientes? ¿Cómo puedo calcular mis horas como freelance?
 
Calcular el precio de nuestras horas como freelance no es tarea fácil, puesto que conviene tener en cuenta muchos factores. Ser justos con nosotros mismos nos servirá para obtener reputación profesional y lógicamente, para ganarnos la vida holgadamente con el desempeño de nuestro oficio.
 
Ofrece calidad, no cantidad 
 
Al arrancar nuestro proyecto como profesionales freelance tenemos el firme objetivo de ganar muchos clientes e, inevitablemente, sentimos la tentación de poner precios bajos y no siempre es una opción recomendable. El precio de tus servicios debe estar orientado a calidad y no a cantidad. Con el tiempo te darás cuenta de que es más rentable trabajar poco ofreciendo unos resultados óptimos, que contar con muchos proyectos y cobrar precios irrisorios. A todo esto, debes ser muy consciente de que los precios deben cubrir los gastos que tienes, pero también generar beneficios. Trata de ajustar lo que cobras por tus servicios de manera regular. Sólo así demostrarás tu solvencia y transmitirás a tus clientes que están pagando por un servicio que realmente merece la pena.
 
Estudia tus presupuestos al milímetro
 
No tengas prisa a la hora de redactar presupuestos. Antes de firmar un contrato reúnete con el cliente y estudia los pormenores del proyecto. Debes conocer a fondo la cantidad de horas que vas a dedicarle, las posibles modificaciones posteriores y los gastos en los que puedes incurrir (desplazamientos, materiales, etc.). El presupuesto también debe contemplar cualquier imprevisto como ampliaciones, correcciones o repeticiones. Deja estos términos claros antes de empezar para que luego no surjan malentendidos y termines trabajando por un precio muy inferior a lo que sería conveniente. Además, el precio, en el caso de que tenga que ser estimado, debe ser siempre al alza para evitar sorpresas de última hora.
 
Cuidado con las tablas de tarifas 
 
En muchas ocasiones, los clientes nos piden una tabla de tarifas fija. Si la tienes, trata de incorporar precios actualizados que puedan salirte rentables, pero ten en cuenta que el control sobre cada proyecto debes tenerlo tú en todo momento. De este modo, siempre será mucho mejor estudiar las necesidades individuales del cliente y plantearle un presupuesto a medida, a no ser que el servicio que vayas a prestarle no tenga más dificultad que la aparente. Por último, acuérdate de que los trabajos urgentes o especiales han de cobrarse más caros. Puedes añadir un plus de urgencia o llegar a un acuerdo con el cliente para dar salida a ese pico de trabajo puntual.
 
Calcula tu salario anual neto 
 
Antes de fijar cuál debe ser nuestro salario mínimo anual será necesario analizar la coyuntura de nuestra profesión viendo qué cobran los profesionales del sector. Para ello deberás tener en cuenta la ciudad en la que resides y los gastos brutos que contempla cualquier nómina. Nos referimos a las aportaciones a la Seguridad Social y otros impuestos. Para obtener una cifra aproximada del tiempo trabajado tendrás que calcular cuántas horas trabajas a la semana y multiplicarlas por el número de semanas que tiene el año, descontando los días de vacaciones, libres y festivos en los que no vas a desempeñar ninguna actividad. Hay herramientas como la Calculadora Freelance, creada por la diseñadora Laura López, que te permiten obtener una estimación exacta entre el salario neto y la cantidad que debes facturar para conseguir tus objetivos.
 
Cómo administrarás tus horas de trabajo
 
Para la mayoría de profesionales resulta imposible facturar el 100% de horas trabajadas, más que nada porque los freelance suelen dedicar entre un 40 y un 30% de su tiempo a realizar gestiones, formarse, actualizar sus redes sociales, buscar nuevos clientes o generar facturas. 
 
A estas horas tienes que restarle el tiempo que piensas dedicarle a tus vacaciones y considerar algunos días libres. Además, recuerda que como profesional freelance estás obligado a asumir unos gastos directamente vinculados a tu actividad. Aparte de la correspondiente cuota de autónomosserá necesario que anotes cualquier pago relacionado con alquileres, hipotecas, equipos informáticos, materiales de oficina, telefonía e Internet, gestoría, etc. Al salario neto objetivo tendremos que imputarle el total de gastos generales y calcular el porcentaje que representan para aplicarlo a la facturación de tus clientes.
 
Cuando hayas obtenido el total de horas trabajadas y hayas establecido tu salario neto deseado, bastará con que dividas ambas cifras para obtener el salario neto por hora aproximado que debes plantearte como objetivo. No obstante, te recomendamos revisar este cálculo trimestralmente o cuando lo consideres oportuno para comprobar que realmente se ajusta a tus necesidades y a la realidad del sector. 
 
 
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s